Es hora de actuar

Es hora de actuar

A veces esperamos tanta señales para hacer algo que Dios quiere que hagamos que nos pasamos media vida esperando. Y es que a veces lo que Dios quiere que hagamos es tan claro que no necesitamos más que saber que su voluntad es esa para que nosotros obedezcamos y llevemos a cabo su voluntad.


Todo mandato de Dios siempre incluye fe y digo esto porque la mayoría de nosotros queremos estar seguros de cómo va ser todo antes de obedecer a Dios, queremos entender bien lo que nos está diciendo para comenzarlo a hacer, pero en ese tiempo que nos llevamos para “entender” nos pasamos media vida sin hacerlo. Una vez entendí que los mandatos de Dios no tengo que entenderlos primero para obedecerlos, sino obedecerlos para luego entenderlos.

A este punto alguien dirá: ¿Cómo voy a obedecer algo que no entiendo?, ahora yo te pregunto:
¿Entendió primero Noé lo que significaba hacer un arca por un diluvio que vendría sin antes haber pasado algo igual?, no, simplemente obedeció, ¿Entendió primero Abraham cuando Dios le pidió que sacrificara a su único hijo Isaac?, no, simplemente obedeció, ¿Entendió primero Moisés que significaba levantar su vara para que el mar rojo se abriera en dos?, no, simplemente obedeció, ¿Entendió lo que significaba dar vueltas alrededor de Jericó Josué para luego gritar y que los muros entonces caerían?, no simplemente obedeció, ¿Entendió David cómo derrotaría al gigante Goliat antes de ir a pelear contra él?, no simplemente tuvo fe en Dios. La mayoría de milagros que se dieron en la Biblia se produjeron no porque quien fue testigo de ese milagro sabía lo que pasaría o sabía lo que hacía, sino porque confiaron en Dios, porque tuvieron la fe para obedecer lo que Dios les mando a hacer.

¿Qué estás esperando para actuar?, ¿Qué otra señal quieres primero antes de hacer lo que Dios desde hace mucho tiempo te está mandando a hacer?, ¿Cuántos meses o años más pasaran para creer que ahora si estás listo para hacer lo que Dios ha querido que hagas desde hace mucho tiempo?

“La fe es la confianza de que en verdad sucederá lo que esperamos; es lo que nos da la certeza de las cosas que no podemos ver.”
Hebreos 11:1 Nueva Traducción Viviente (NTV)

Es hora de levantarnos por fe y comenzar a dar esos pasos que por mucho tiempo hemos temido dar. El temor es lo contrario a la fe, cuando tengo temor opaco mi fe, pero cuando tengo fe el temor se va.
Cuando decides obedecer a Dios aun cuando no comprendas totalmente el porqué de eso que te está diciendo que hagas, él te premia, él te respalda y te permite ser testigo de cosas grandes y maravillosas como premio a tu fe.

Hoy te invito a dar ese paso de fe que desde hace tiempo tenias que haber dado, pero que hoy Dios esta confirmándote que tienes que dar, ya no tengas temor, si Dios es quien te ha dado esa instrucción es porque Él ira contigo en cada paso que des, nunca dudes de la presencia de Dios en tu vida, porque si de algo debes estar seguro es que Dios nunca te dejará solo en este caminar de fe.

¡Es hora de actuar en fe!

“De hecho, sin fe es imposible agradar a Dios. Todo el que desee acercarse a Dios debe creer que él existe y que él recompensa a los que lo buscan con sinceridad.”
Hebreos 11:6 Nueva Traducción Viviente (NTV)

Por Enrique Monterroza
Escrito el 5 de Enero de 2015
Escrito originalmente para www.destellodesugloria.org

Comparte en Google Plus

About Enrique Monterroza

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dedicar un momento de tu tiempo para Comentar este tema, creeme que tu aporte será de mucha Bendición.




Trata la manera de no desviarte del tema a la hora de comentar. Nos reservamos el derecho a publicar tu comentario.